Uno de los elementos más importantes para pescar con éxito son los tipos de anzuelos que utilicemos. Por eso en Redes e Implementos de Tampico te damos algunos consejos que te ayudarán a elegirlos adecuadamente.


-Anzuelos para carnada: Uno de los tipos más comunes. Se utilizan con cebo real, independientemente de que esté vivo o muerto. Es uno de los preferidos porque propicia uno de los tipos de pesca más tradicionales. Una de las patas es larga y otra (u otras dos) de menor tamaño.


-Anzuelos para gusanos plásticos: Si lo que buscas es confundir a la presa pero aguantando las condiciones menos favorables o luchas largas, este tipo de anzuelo está estructurado de forma más sólida y funcionan con los llamados vinilos, que son unos señuelos hechos de plástico.


-Anzuelos dobles o triples: Son comúnmente utilizados con cebo y se busca tener una mayor efectividad a la hora de pescar un ejemplar. En el caso del anzuelo triple, se minimizan las probabilidad de que el pez se desenganche, aunque es cierto que no es el más discreto.


-Anzuelos según su forma: Cóncavos, circulares o rectos. Dependiendo de las condiciones en las que vayas a faenar o del género que quieras pescar, optarás por uno u otro. Puedes ir probando por tu mismo con la estrategia de ensayo-error o consultarnos.


-Anzuelos según su tamaño: La longitud de la pata también debe ser tenida en cuenta a la hora de decantarse por un anzuelo o por otro. En ese sentido, podemos hacer una división entre anzuelos de pata larga y pata corta. Los primeros suelen utilizarse con lombrices y gusanos, mientras que los segundos se destinan al cebo más carnoso.